Cargando...

La importancia de escuchar a los hijos

La importancia de escuchar a los hijos

Queremos iniciar con la siguiente frase de Johann Kaspar Lavater (teólogo y filósofo suizo): 

Si quieres ser sabio, aprende a interrogar razonablemente, a escuchar con atención, a responder serenamente y a callar cuando no tengas nada que decir”.

Todos tenemos la capacidad de escuchar con todos los sentidos, pero dejamos de hacerlo cuando no prestamos atención y he aquí el meollo del asunto. Para los niños, niñas y adolescentes, el que le presten atención es importante, el no hacerlo, inmediatamente lo sienten como abandono.

Es importante escuchar a los hijos, a veces los hijos nos hablan con el silencio, con los gestos, ansiosos de ser atendidos, halándonos la falda, el pantalón y usualmente también les respondemos, con el silencio, con un gesto de fastidio, desesperados, o expresándoles “estoy muy ocupado”.

¿Habrá algo más importante que ocuparnos que nuestros hijos e hijas? Ustedes pueden ser los mejores padres, madres, pero los hijos siempre van a tener presente ese segundo en el cual no fueron escuchados. Les compartimos cinco recomendaciones para escuchar de forma asertiva en familia:

  1. Siempre estar disponibles: aunque estemos ocupados en otra tarea, es decir, informarles que vamos a estar en el trabajo, por ejemplo, pero que permaneceremos pendientes si lo necesitan.
  2. Saber escuchar: cuando el hijo o la hija quieran expresarles algo, procuren escucharles con todos los sentidos, es decir, mírenlos a los ojos, atentos al significado de sus gestos, el tono y el contenido, para que puedan responderles sabiamente. Siempre recomendamos con los más pequeños ponerse a la misma estatura de ellos, aunque tengamos que arrodillarnos.
  3. Escuchar a los cuidadores (abuelos, maestros, vecinos, amigos) porque ellos pueden convertirse en otros ojos u oídos de sus hijos.
  4. Ante el aislamiento: si notan a los hijos en especial a los adolescentes, aislados, hagan contacto con ellos respetándoles el posible deseo de estar solos, pero de igual manera haciéndoles saber que ustedes están atentos a sus necesidades.
  5. Recíbanle a sus hijos todo lo que deseen expresar: esto es importante porque los padres tienden a responder, reprender o quitarle importancia inmediatamente ante algo que los alarma, esto va a ocasionar que sus hijos se restrinjan de comunicarse con ustedes y opten por comentarlo con los amigos u otro adulto que quizás no sea el más conveniente.

Deseamos concluir con estas palabras de Gary Smalley (2011) en su obra “La llave al corazón de tu hijo”: “El compromiso incondicional, el tiempo programado, el estar disponible para nuestros hijos, el trato tierno, el contacto visual frecuente y el escuchar comprensivamente, aumenta la autoestima y el sentido de valor de los niños/niñas”

Escríbenos

Oveida y Darlen

Compartir en redes sociales
Participe y comente esta publicación